fbpx
Primera visita gratuita // consúltenos
BARCELONA: Tel: 93 467 55 67
MADRID: Tel: 91 737 00 45
MONTCADA: Tel: 93 564 31 16

  • Despido disciplinario paro

Derecho a Paro tras Despido Disciplinario

Despido disciplinario y paro es una pregunta recurrente de nuestro clientes en nuestro despacho. Cuando un trabajador ha sufrido un despido disciplinario, una de las dudas principales que suele tener es si tiene derecho a cobrar el paro o prestación por desempleo.
El despido disciplinario es aquel que se produce cuando el trabajador ha llevado a cabo un incumplimiento grave y culpable de los contenidos en el artículo 55 del Estatuto de los Trabajadores, en el Convenio Colectivo, o contrato individual.
Existen varios tipos de despidos, y en el despido disciplinario, el trabajador siempre podrá cobrar el paro o desempleo. Lo que ocurre es que, dado que la causa del despido disciplinario obedece a una conducta reprobable del trabajador, existe la creencia popular de que por ese motivo no tendrá derecho a cobrar el paro, por haber sido él mismo el causante de esa situación.
Esta creencia es errónea, porque cuando se produce el despido disciplinario mediante la entrega de la carta de despido, que es confeccionada por la empresa, no existe en ese momento ninguna administración pública, organismo administrativo, juzgado o tribunal, que supervise la veracidad o falsedad de la carta de despido, por lo que no tendría sentido no permitir el acceso a la prestación por desempleo, sería injusto.
A continuación, nuestros abogados laboralistas explican todo lo relacionado con paro y despido laboral.

¿Qué despidos no tienen derecho a paro?

Pese a que mucha gente cree que si le despiden, sobre todo por algunas causas, no tienen derecho a paro, lo cierto es que sí que lo tienen siempre que cumplan los requisitos:
  • Cotización mínima de 360 días en los últimos 6 años.
  • Encontrarse en situación de desempleo, inscrito en el SEPE (Servicio Público de Empleo Estatal).
  • Estar de baja en el registro de afiliaciones a la Seguridad Social.
  • El certificado de empresa.

¿Cómo me pueden despedir de mi trabajo?

Hay, fundamentalmente tres tipos de despidos:
  • Despido procedente, también llamado despido justificado. Se realiza conforme a derecho, respetando los requisitos legales.
  • Despido improcedente. No se tienen en cuenta las exigencias legales; pero para su reconocimiento, debe ser impugnado ante los Juzgados de lo Social.
  • Despido nulo. Es el que atenta contra los derechos fundamentales y libertades del trabajador. Debe reconocerse, como el caso anterior, por el juzgado competente.

¿Qué conlleva un despido disciplinario?

En el despido disciplinario, la causa del despido es imputable al trabajador, por haber cometido faltas graves. En este sentido, los requerimientos formales se reducen a la carta de despido disciplinario, que debe contener los hechos detallados que motivan esta decisión de extinguir el contrato laboral.
En el caso del despido disciplinario, el trabajador no tiene derecho a indemnización, por razones obvias, ni tampoco el empresario tiene la obligación de preavisar.
En resumen, el trabajador que ha sido despedido por causas disciplinarias:
  • No tiene derecho a indemnización por despido
  • No tiene derecho a ser preavisado
  • Tiene derecho a ser informado por escrito de las causas de despido con un relato detallado de los hechos que han motivado esta decisión empresarial
  • Tiene derecho a solicitar la prestación por desempleo
Es diferente del despido objetivo, en el que el empresario puede rescindir la relación laboral por ineptitud, falta de adaptación, faltas de asistencia, o por razones económicas, técnicas, organizativas, de producción o causa mayor.
Así pues, si has sufrido un despido disciplinario o de otro tipo, o alguna situación como mobbing, acoso en el trabajo, deudas por parte de la empresa, etc., contacte con los abogados expertos en derecho laboral de Despacho Toro, la primera visita es gratuita.
Categories: Despido Disciplinario|Comentarios desactivados en Derecho a Paro tras Despido Disciplinario
TORO PUJOL ABOGADOS tiene su origen en el despacho laboralista fundado en 1975. El bufete tiene oficinas en el centro de Barcelona, Madrid y Montcada i Reixac. A lo largo de estos años, son numerosos los reconocimientos recibidos por la práctica profesional desarrollada en Derecho Bancario, Derecho de Familia, Derecho Laboral, y Derecho de la Seguridad Social.
Toro Pujol Abogados